Cómo estudiar de forma eficiente

Sabemos lo importante que es un estudio eficaz y, para ello, es conveniente que utilices una buena metodología. Hemos de decir, que es cada estudiante el que debe decidir cuál es el método de estudio que le resulta más efectivo y productivo pero ahí os dejamos nuestros consejos  para que os puedan servir de referencia. A continuaación te recomendamos una serie de pautas a seguir.

Paso a paso

    null
  • Primera lectura: lee tranquilamente el tema objeto de estudio.
  • Lectura comprensiva: haz una segunda lectura, leyendo detenidamente, una lectura analítica y comprensiva, entendiendo todos los conceptos que hemos dado en clase.
  • Subrayado: subraya las ideas principales, conceptos esenciales, en distintos colores diferenciando ideas principales, ideas secundarias, datos importantes.
  • Esquema: realiza un esquema, estructurando el texto, sacando las ideas principales y secundarias.
  • Resumen: haz un resumen desarrollando básicamente las ideas del esquema.
  • Memorización: memoriza el contenido y conceptos.

Además… ¿de qué tipo de examen hablamos?

Es importante destacar que la metodología de estudio según sea un examen tipo test o de desarrollo es diferente. La diferencia fundamental es el tipo de memoria que usamos para cada caso: en los tipo test trabajaremos la memoria por reconocimiento y los de desarrollo entra en juego la memoria del recuerdo. Basándonos en la premisa de que “lo importante no es estudiar mucho sino estudiar bien”, tendremos que estudiar de forma correcta según corresponda para optimizar nuestro tiempo y alcanzar los resultados esperados.

Utiliza flash cards o tarjetas de memorización, que son un método de estudio mnemotécnico que consiste en sintetizar el contenido a memorizar lo que ayudará a quedarnos con más datos en menos tiempo y con menos esfuerzo, agilizando el proceso de aprendizaje. Sin embargo, hay que dedicar tiempo a la creación de estas tarjetas, dado que según estén mejor o peor hechas, afectarán al estudio. Cuanto más tiempo y esfuerzo dediques a crear esas tarjetas, menos tiempo y esfuerzo deberás dedicar al estudio. Además, la creación de las flashcards forma parte del aprendizaje. Existen tanto en papel como en formato digital

Exámenes tipo test

En exámenes tipo test reconoceremos de una forma automática una información asimilada anteriormente y que aparecerá inconscientemente en nuestra mente. Por ello, lo más efectivo es recordar muchos conceptos clave, cada uno de cuales contenga una cantidad de información. Subraya las ideas principales y las secundarias, hacer pequeños esquemas y resúmenes destinados a memorizar conceptos.
La clave está es leer muchas veces los temas y hacer muchos test y actividades ya que con ello agilizamos la comprensión lectora y cogemos velocidad. Para realizar los test tenemos que leer muy atentos la pregunta ya que la diferencia puede estar en una palabra y fijarnos en expresiones como “todos” “nunca” “siempre”. Nos puede ayudar también en caso de duda, aplicar el descarte, es decir, descartar lo que sepamos seguro que no es correcto.

Exámenes de desarrollo

Para los exámenes de desarrollo y de respuestas breves nos ayudarán mucho los esquemas y la realización de los trabajos presentados en la correspondiente asignatura, en los que habremos desarrollado habilidades y competencias de análisis, síntesis e investigación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: