Centros de Formación Profesional Homologados
¿QUÉ ALIMENTOS DEBES INGERIR SI PRÁCTICAS ALGÚN DEPORTE?

¿QUÉ ALIMENTOS DEBES INGERIR SI PRÁCTICAS ALGÚN DEPORTE?

A veces las personas no se detienen a pensar en que lo que se come antes, durante y después de realizar alguna actividad deportiva influye en el rendimiento físico. Por tanto, una dieta planificada ayudará a obtener mejores resultados y permitirá una recuperación con mayor brevedad. Además de prevenir futuras lesiones y diversos tipos de enfermedades o sobrecargas musculares por entrenamiento inadecuado o excesivo.


Lógicamente, hay una serie de factores que influyen en qué alimento es más adecuado para cada persona, en relación con el deporte que practica y la forma física en la que se encuentra. Pero existen unas pautas generales que sirven para aplicarlas a todo el mundo.


Mantener el nivel de energía

Cuando realizas alguna actividad física tu cuerpo necesita una dosis extra de energía para poder mantener un ritmo de vida normal. Si no te alimentas de la forma adecuada a medida que pasa el tiempo te sentirás más débil y a la larga esto puede derivar en lesiones graves e incluso enfermedades.


1. Antes de hacer ejercicio
Una comida pequeña una o dos horas antes de empezar la actividad física te permitirá aguantar más tiempo en el entrenamiento rindiendo al máximo nivel.
Unos ejemplos de comidas y bebidas previas al ejercicio:
– Sándwich de pollo con queso bajo en grasa.
– Pasta con salsa de tomate y atún.
– Batido de plátano con leche desnatada.
– Pan tostado con atún.


2. Durante el ejercicio
La ingesta de alimentos mientras se practica alguna actividad física ayuda al correcto funcionamiento de los músculos. Sobretodo debes prestar especial atención a tu nivel de hidratación, ya que si hace mucho calor y se transpira en exceso hay una gran pérdida de electrolitos a través del sudor.
Ejemplos:
– Bebida isotónica para deportistas.
– Barrita de cereales.
– Plátano.
– Geles deportivos.


3. Después de hacer ejercicio
Es importante que ingieras alimentos una vez terminado el ejercicio, sin dejar pasar más de 30 minutos para renovar tus reservas de glucógeno. Las proteínas cumplen una función extremadamente importante después de una sesión de ejercicio ya que ayuda a regenerar el tejido muscular.
Ejemplos de comidas que puedes tomar después de finalizar la actividad física:
– Arroz blanco con pollo.
– Salmón a la plancha.
– Un yogur natural con fruta.
– Un puñado de frutos secos (nueces, avellanas, almendras…)
– Un batido con leche desnatada y kiwi.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.